Noche sin niños: ¿y ahora qué hacemos?

domingo, 4 de agosto de 2013

Javi y yo llevamos 14 años viviendo juntos (y 14 años saliendo, fue un auténtico flechazo, a los 3 meses de empezar a salir ya estábamos viviendo juntos).

Noa tiene 3 años, eso quiere decir que durante 11 años de nuestra vida hicimos multitud de planes: viajes, cenas, cine, copas ..... lo típico en cualquier pareja (que además no vive en época de crisis, ya que entonces los dos teníamos nómina).

Tengo que confesaros que somos unos padres tradicionales, de los que no se separan de su polluelo. Ni para ir al spa, ni de cena, ni nada de nada. Si uno de los dos tiene un plan, es el otro el que se queda con Noa.

Se que no suena nada molón, que lo guay es salir en pareja y dejar a la niña al cuidado de otras personas. Eso que dicen en todas partes: no dejar de ser mujeres (ni pareja) porque haya llegado el bebé a casa.

Ya. La teoría es muy sencilla. Otra cosa es la práctica. Sobretodo si la práctica no te sale de forma natural, si te tienes que imponer ser moderno.

En 3 años sólo hemos dejado a Noa 1 vez. Fue para asistir a una boda sin niños en Galicia (por cierto, qué momento cuando te dejan caer que se trata de una boda sin niños sabiendo que tú tienes una ... pero bueno, siempre digo que lo primordial es respetar lo que los novios hayan planeado para su gran día, y nosotros lo hicimos).

A parte de esa vez, hemos dejado a Noa 2 veces más, unas horas, para ir al cine. Y ya está. Esos han sido nuestros planes de novios en 3 años. 

Espero que no suene a queja porque no lo es. Si quisiéramos podríamos dejar a Noa al cuidado de otras personas, tanto la familia de Javi como mi familia podrían quedarse con ella. Pero ya os digo que no hemos querido hasta ahora.

¿Qué ha cambiado? 

Pues que Noa tiene 3 años y su propia vida. 

Si majas, ya con 3 años tienen sus amigos del alma, con los que quieren hablar por teléfono y quedar para jugar (¿yo era así de sociable con 3 años?).

La amiga del alma de Noa es su prima Alexia, que tiene 3 años, igual que ella (se llevan 3 semanas, parecen mellizas). 

Su relación no ha sido siempre idílica. De bebés se peleaban por todo.

Noa y Alexia con 4 meses

Y bueno, ahora siguen haciéndolo. Se tiran del pelo, se muerden, se empujan. 

Y se llaman por teléfono, tienen charlas de chicas, se rien juntas, se dan abrazos, besazos y se dedican frases de amor tipo "Te quiero muchisimo Allesssia" que te dejan alelada.


Alexia y Noa con manicura y pedicura nueva

El viernes pasado Noa tuvo su primera noche de chicas. 

Es un plan que nos hace mucha ilusión a mi hermana Mari y a mí. De pequeñas nunca nos dejaron quedarnos a dormir en casa de ningún amiguito y era algo que veías en todas las series de la tele (en La hora de Bill Cosby lo hacían cada dos por tres). Parecía un plan supermolón y las dos queremos que nuestros enanos crezcan unidos, así que vamos a hacer noches de chicas (y chicos) con frecuencia.

Así que nada, la semana pasada mis sobris se quedaron a dormir en casa y el viernes le tocó a Noa quedarse en casa de Alexia y Marco (el hermano mayor de Alexia, tiene 6 añazos ya mi Marco).

Y Javi y yo tuvimos nuestra primera noche totalmente libre en 3 años (en la boda de Galicia estuvimos liados todo el tiempo).

Toda una tarde y una noche para nosotros. Un día de novios.

Podíamos hacer lo que quisiéramos. Así que empezamos por ir al cine. Vimos Ahora me ves.


La escogí yo y os la recomiendo. No es un megapeliculón pero es muy entretenida, el guión está muy bien escrito y los actores lo hacen muy bien.

La película acabó a las 21:45 h.

Salimos del cine hartos de comer palomitas y sin otro plan por delante. Yo había pensado que iríamos a cenar pero ninguno de los dos tenía mucha hambre (habíamos pedido el cubo de palomitas gigante y no dejamos ni una).

Total que nos miramos ...... ¡¡y que no sabíamos qué hacer señoras!!.

11 años saliendo juntos y haciendo todo tipo de planes y ahora nos dejan 1 día sin la niña ¡¡y no sabemos qué hacer!!

Yo no quería volver a casa tan pronto, en plena noche de verano. Así que nada, nos cogimos de la mano (que está guay ir cogidos de la mano como novios y no con la peque en medio haciendo el columpio) y fuimos andando hasta el final de la calle. Había una palmera y un banco.

Nos sentamos en el banco. Saqué el movil.

¿Llamé a algún restaurante molón e hice una reserva?

No. Lo que hice fue llamar a mi hermana y preguntar qué estaba haciendo la niña.

Mi hermana Mari se partía. Le conté lo que nos pasaba y me dijo que ellos la semana anterior cuando se vieron sin niños, así de repente, tampoco supieron qué hacer.

Su plan fue ir a casa, hacer unas palomitas en el microondas y ver tropecientos capítulos de Tu casa a juicio en el canal Divinity (llevan unos meses de reforma en casa y se conocen el catálogo de Ikea como la palma de su mano).


Mi hermana y yo nos echamos unas risas por teléfono ... ¡¡es que somos patéticas las mammas!! (y los papas). 

Weno ¿sabéis lo qué hicimos Javi y yo finalmente?

Decidimos tomar ejemplo de mi hermana y mi cuñado y no obligarnos a hacer un plan complicado a la fuerza.

No tiramos fuegos artificiales. 

No hicimos un viaje relámpago a París.

Fuimos a casa, Javi se puso su juego de ordenador favorito y yo me puse a su lado a ver la primera temporada de Glee (os la recomiendo, me he enganchado, ya voy por la segunda temporada).

sí, es una serie para adolescentes (así estamos señoras)

Al día siguiente fuimos a recoger a Noa, más felices que perdices.

Nuestra primera noche sin niña, nuestro primer plan de novios.

No fue un gran planazo. Pero fue un plan. 

Y nos gustó.



4 comentarios:

  1. Lo importante es estar juntoS!
    los planes salen solos :D
    me encanta el nombre de Noa
    besis guapi,
    SORTEO en http://bonitayguapita.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  2. Jajaja como suele pasar... yo llevo 11 años y medio y mi peque va para los 4 en noviembre, y al igual que vosotros, no nos gusta ir a ningun sitio sin nuestro peque ;) Creo que solo lo hemos dejado unas horas cuando fuimos una vez al cine (vimos avatar, asique ya hace tela...) Y a veces que ya él quiere ir con mi hermana si va a algun sitio, pero por lo general no. Y cuando pasa, y nos quedamos solo, al igual a cada rato llamo para ver como está, y todo el tiempo pensando en que estará haciendo... Cosas de madres ;)
    BesitoS!!

    ResponderEliminar
  3. jajajajaj sabes lo que hago yo cuando me quedo sin los niños jjjj salimos a dar una vuelta y a casa a dormir como los abuelitos jajajaj.

    ResponderEliminar
  4. Tiene que ser dificil verse sin niños cuando no se está acostumbrado, pobrecitos.
    Respecto a lo de bodas sin niños yo cuando lo oi por primera vez me sono un poco raro...pero ahora que soy yo la que se tiene su boda china pronto, no me importaria hacerlo (no lo haré), porque sinceramente pagamos restaurante para 3 (la persona que invitas, su pareja, y el / los niños), invitas a 1 mas acompañante y recibes 1 o 2 pequeños extra. Pagas 4 menus para una familia, que te costará bastante, porque además los niños suelen requerir menu para niños, quizás sillita para peques, o alguien que los cuide, o jueguitos, bebidas para peques..etc. Al final recibes un regalo de tu amigo/a, pero pagas el restaurante para 3 o 4 personas, y todos esos gastos extra para peques...ahora que estamos nosotros con temas de boda..es lo que veo...que si gominolas..que si los regalos de los peques..que si esto...

    ResponderEliminar

Tu mensaje se mostrará una vez haya sido autorizado

 
template design by Studio Mommy (© copyright 2015)