DIY Puerta Ratoncito Pérez

lunes, 30 de marzo de 2015

En unos meses Noa cumplirá 5 años, ya queda menos para que el Ratoncito Pérez nos visite por primera vez.

Hacer manualidades juntas es uno de los planes preferidos de Noa (pulsando aquí podéis ver DIY infantiles ya publicados en el blog) así que hemos aprovechado las vacaciones de Semana Santa para hacer un nuevo DIY fácil y monísimo:

DIY Puerta del Ratoncito Pérez 
DIY Puerta Ratoncito Pérez - Tooth Fairy Door - Puerta Raton Perez

Las Puertas para el Ratoncito Pérez son muy económicas. Bueno, todas no, pero en www.ratonperez.com podéis encontrar puertas pintadas desde 9,95 € y sin pintar desde 7,45 €. 

Os recomiendo que la compréis sin pintar y hagáis este DIY con vuestro peque porque es muy sencillo y el valor emocional que tiene una puerta hecha por vuestro peque, o por vosotras, no lo iguala ninguna tienda ;).

Os cuento cómo lo hemos hecho nosotras:

Navegando por la web de Ratón Peréz veréis que hay diferentes tipos de puertas. Yo dudé mucho, así que al final compré 3 para que Noa escogiera la que más le gustara (las otras dos se las vamos a regalar a su prima Alexia y a su amiga Iris ;)).

DIY Puerta Ratoncito Pérez - Tooth Fairy Door - Raton Perez

Un plus interesante de Raton Pérez es que también son propietarios de www.tiendasdecasitas.com una web en la que podéis comprar material para realizar casas de muñecas (las puertas del Ratoncito Pérez son puertas de casas de muñecas). 

En mi caso vi algunos accesorios en Tienda de casitas que no estaban en la web Raton Pérez. En principio si los quería tenía que hacer el pedido por separado en cada web y pagar gastos de envío por duplicado, pero les llamé por teléfono y fueron superamables, me pusieron los productos que quería en un sólo paquete y no pagué gastos de envío extra.

Superconcentrada pintando la primera puertecita
Otra de las ventajas de pintar vosotras la puerta es que podéis escoger el color exacto para que coordine con la deco de la habitación en la cual vais a instalarla.

Nosotras empezamos pintando la puerta más sencilla en un color mint precioso. Se trata de pintura acrílica de la firma Lechmann, concretamente el tono LE 20 - verde agua. Es una pintura que ya tenía en casa, la compré en una papelería normal, es fácil de encontrar.

La puerta rosa está pintada con pintura acrílica de la misma firma, pero en ese caso decidí utilizar tapaporos antes de aplicar la pintura ... y fue un error, no os lo recomiendo. El tapaporos crea una película que impide que la madera absorba bien la pintura y tapó los surcos laterales de la puerta, así que al aplicar la pintura no penetró bien. 

Nota: no soy experta en DIY, así que os recomiendo que empecéis pintando la puerta por la parte de atrás, un parte sin tapaporos y la otra con tapaporos, y así podéis decidir cómo queréis pintar la parte de delante.

DIY Puerta Ratoncito Pérez - Tooth Fairy Door - Puerta Raton Perez

Para la puerta roja utilicé otro bote de pintura acrílica que tenía en casa, en este caso de la firma Titan. El resultado fue el mismo así que os recomiendo esta firma, que es más económica que Lechmann. 

En realidad lo que os recomiendo es que utilicéis cualquier pintura que tengáis por casa porque probablemente os valga (haced una prueba por la parte de atrás de la puerta para estar seguras y listo).

También os recomiendo que hagáis este DIY sobre un hule porque los peques lo ponen todo perdido ;).

DIY Puerta Ratoncito Pérez - Tooth Fairy Door - Raton Perez
En esta foto podéis apreciar que los surcos laterales de la puerta rosa no quedaron igual que los de las puertas roja y mint. De verdad, no os compliquéis, pintad directamente en la puerta (por cierto, tampoco las lijé)
La pintura seca muy rápido, podéis aplicar varias capas y hacer el DIY en un sólo día, aunque nosotras lo hemos hecho en dos.

El segundo día personalizamos las puertecitas añadiéndoles pomo, aldaba y números (corresponden a los cumples de las respectivas propietarias ;)), excepto en el caso de la puerta mint, en la cual decidimos no poner números porque me pareció que no quedaban muy bien.

En la web de Ratón Pérez tenéis más accesorios que también son monísimos (me encantan los buzones y las cerraduras) y si echáis un vistazo en Tienda de casitas ya es la locura porque tienen de todo, os podéis pasar horas viendo accesorios diminutos y graciosisímos.

Pegar los accesorios a las puertas no tiene mucho misterio, nosotras hemos utilizado un pegamento líquido que compré en el chino y me costó 0,60 €. 

DIY Puerta Ratoncito Pérez - Tooth Fairy Door -Puerta  Raton Perez

La única dificultad que encontraréis será pegar estas piezas tan chiquititas sin que resbalen entre los dedos (esta parte tendréis que hacerla vosotras porque para los peques es más complicado).

Truco: el pomo y la aldaba tienen un pequeño saliente por la parte de atrás. Para que pegue bien podéis hacer una pequeña incisión en la puerta con la punta de un cuchillo, cutter o destornillador pequeño. Después ponéis pegamento encima y apretáis la pieza durante 1 minuto, hasta que se sostiene bien y podéis soltarla.

DIY Puerta Ratoncito Pérez - Tooth Fairy Door - Raton Perez

A Noa le encanta troquelar y a mi me encanta dar uso a los troqueles que tenemos por casa, así que decidimos hacer una pequeña guirnalda para el Sr. Pérez  ;)). 

DIY Puerta Ratoncito Pérez - Tooth Fairy Door - Raton Perez

La guirnalda y la puerta van a ir colocadas sobre un fondo blanco, así que para que la guirnalda se viera bien utilizamos un sello de color rojo para dar un toque a los bordes de los banderines y que resalten sobre el fondo blanco (si no tenéis podéis hacerlo con el mismo rotulador rojo, nosotros utilizamos el sello porque lo tenemos desde hace mil años y así le damos uso). 

DIY Puerta Ratoncito Pérez - Tooth Fairy Door - Puerta Raton Perez

Pegar la puerta a la pared tampoco tiene ningún misterio: ponéis cinta de doble cara por la parte de detrás, apretáis y listo, en 30 segundos la tenéis instalada. La guirnalda ya veis que la hemos pegado con dos trocitos de washi tape (también podéis utilizar washi tape para personalizar la puerta).

Noa tuvo clarísimo dónde tenía que ir instalada la Puerta del Ratoncito Pérez: al lado de su casa de muñecas de Imaginarium.

Así el Sr. Pérez podrá darse una vuelta por su casita de muñecas cuando a Noa se le caiga su primer diente y venga a visitarnos ;).

Casa muñecas Imaginarium - Puerta Raton Perez

Te quiero Noa, eres la mejor compañera de DIY del mundo ♥


3 comentarios:

  1. Me encanta la idea, pero creo que lo haré yo jeje, no soy tan niña... bueno.... puede que mentalmente si. Gracias por tu manualidad, un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Haces bien Marita, yo también la haría aunque no tuviera peques! es un DIY muy sencillo y rápido y como elemento decorativo es monísimo ♥. Muchas gracias por leer el blog y comentar.

      Eliminar
  2. Hola, me ha gustado tanto tanto tanto, que acabo de hacer mi pedido. Ademas he contactado con lso chicvos y superamable sy atentos. Genial todo. QUe ganas de que llegue¡¡¡¡¡¡
    Ya te enseñare el resultado.
    Muchas gracias por tus consejos. A Lucía también le encantan las manualidades ocmo a mi, asiq eu seguro que disfrutamso muchsiimo de esta actividad.

    Besos y una especial para Noa.

    ResponderEliminar

Tu mensaje se mostrará una vez haya sido autorizado

 
template design by Studio Mommy (© copyright 2015)